ASOCIACIÓN PARA LA RECUPERACIÓN

DEL BOSQUE AUTÓCTONO EN VALLADOLID

www.arba-s.org

arbav@arba-s.org

MARTES de 19:30 a 21:30 h. en el vivero:

Facultad de Medicina, entrada por c/ Real de Burgos s/n (frente a la residencia Alfonso VIII)

Foro de arbava: http://es.groups.yahoo.com/group/ARBA_Va/

martes, 3 de septiembre de 2019

Las propuestas de ARBA sobre los incendios

Agosto-2019

No cabe duda de que cada vez es mayor la conciencia social sobre la importancia de los sistemas forestales y los bosques en la salud del planeta y en consecuencia en la salud del género humano.

Pero a la vista de los últimos incendios ocurridos, es evidente que la actitud de los distintos sectores sociales no está a la altura del desafío que la actual situación nos presenta. Las condiciones climáticas que provoca el calentamiento global estimularán la proliferación de grandes incendios que serán un peligro para la continuidad de muchos de nuestros ecosistemas vegetales.

Ante esto, desde ARBA manifestamos la necesidad de actuar en las siguientes direcciones:

1. Establecer y asegurar una visión integral de respeto al medio natural en criterios de urbanización y ocupación del territorio.

La ausencia de una adecuada planificación del territorio nos aboca de nuevo a una falta de eficacia y eficiencia en la extinción de incendios al primar la intervención para evitar desastres materiales como quema de casas, chalets e instalaciones de todo tipo sobre la conservación de ecosistemas de altísimo valor ecológico. La desastrosa política de recalificación de suelo que ha permitido la construcción de urbanizaciones fuera de los límites urbanos, muchas veces en el interior de bosques y zonas de arbolado, incluso denso, hace que se gaste mucho tiempo y medios materiales en salvar posesiones privadas en lugar de apagar los incendios en los montes públicos o privados que son útiles para todos pues salvaguardan la rica biodiversidad de los ecosistemas vegetales.

2. Son necesarias medidas drásticas tanto en la prevención de incendios como en su extinción, entre ellas señalemos:

  • Mayor dotación de medios económicos y humanos para la investigación de las causas que provocan los incendios (más del 80% son efecto directo de la intervención del hombre).
  • Un mejor tratamiento informativo que rompa con el cliché al que nos tienen acostumbrado. En el que se informe de causas, consecuencias y sea a su vez más educativo.
  • Eliminar las quemas agrícolas y limitar los fuegos para la obtención de pastos, tanto por la pérdida de biodiversidad del suelo como por la formación de gases de efecto invernadero, más en estos momentos en los que nos encontramos en un colapso climático.
  • Prohibir la quema de basuras en vertederos durante todo el año, responsabilizando de ello a los ayuntamientos.
  • Prohibir el uso del fuego en las zonas recreativas fuera de la zona de cocinas durante todo el año.
  • Regular el uso de máquinas agrícolas y prohibir ese uso en labores de trabajos forestales en época de máximo riesgo de incendio.

3. Amplio programa de recuperación forestal basado en la regeneración natural de los bosques
.

  • Donde sea viable, hay que dejar que la naturaleza se regenere por sí misma, limitando la intervención humana en casos extremos de riesgo de erosión o de ausencia de reservas naturales de yemas y/o semillas autóctonas.
  • En todo caso, las plantaciones se realizarían exclusivamente con especies arbóreas y/o arbustivas autóctonas, las más cercanas al lugar quemado.

4. Campañas de concienciación social para compromiso y respeto con el medio natural.

Las tareas educativas y de divulgación para comprometer a la sociedad civil con el respeto y cuidado del medio ambiente, debe ser tarea no sólo de asociaciones y organizaciones ecologistas sino también de la administración y de entidades con impacto en la opinión pública.
Más información: Los incendios forestales en España. Una lacra que hay que erradicar - Agosto 2019

viernes, 21 de junio de 2019

La importancia de las abejas solitarias

Las abejas solitarias son unos insectos polinizadores muy eficaces que ponen sus huevos en el suelo, tallos de plantas, orificios de troncos y leña. Estas abejas polinizan las flores de jardines, parques, huertas y por supuesto, plantas silvestres. Gracias a ellas aparecen los frutos que alimentan a otros insectos, aves y mamíferos.

Sus amenazas más graves son la fragmentación y desaparición de hábitats, la pérdida de diversidad vegetal, la falta de alimento, el empleo de fitosanitarios y la subida de la temperatura.

La introducción masiva de colmenas de Apis mellifera es otra amenaza ya que provoca la escasez de alimento y el desplazamiento de polinizadores silvestres (una sola colmena puede desplazar de 95.000 a 165.000 abejas solitarias según los estudios de diversos autores).

Abejas solitarias vs sociales


Hay 1090 especies de abejas solitarias en la península ibérica. A diferencia de las abejas sociales, las abejas solitarias producen miel en una cantidad muy reducida. Sin embargo, son unos polinizadores muy eficaces por su manera de recoger alimento y de moverse, por el tiempo que emplean y por la mayor longitud de los órganos recolectores.

Las abejas solitarias no forman colmenas, por lo tanto no las tienen que defender, priorizan su propia vida y no pican. Son insectos tranquilos e inofensivos que prefieren huir antes que enfrentarse al peligro. El macho muere 3 días después de aparearse y la hembra vive 3 meses más, construye el nido, pone de 14 a 30 huevos para los que recolecta néctar y sobre todo polen.

Solamente hay 43 especies de abejas sociales en la península ibérica. Las abejas sociales producen miel. Por ejemplo, la abeja doméstica Apis mellifera y el abejorro Bombus terrestris tienen lengua corta y solo pueden polinizar correctamente algunas especies. De las demás especies de las que se alimentan extraen el néctar pero no las polinizan, sin néctar la flor no atrae a otros insectos y la planta no produce frutos.

Miles de abejas sociales pueden vivir en una colmena. Pican para defender su colmena, aun sabiendo que van a morir. Se reparten las tareas por castas: la reina pone huevos y las obreras recolectan néctar y polen.

Hay más de una docena de especies de abejorros de lengua media y cinco especies de lengua larga (más de 7 mm) responsables de la polinización de leguminosas cultivadas y silvestres, de linarias, Aconitum y otras.

Cómo favorecer a las abejas solitarias


Las abejas solitarias, al contrario de lo que podríamos pensar, son polinizadoras más eficaces que las sociales y por lo tanto muy importantes para los ecosistemas naturales y los cultivos agrícolas. Si queremos favorecer sus poblaciones hay que asegurar su alimento, por ejemplo, plantando diversas especies ricas en néctar y polen en nuestros jardines y/o huertos que florezcan sucesivamente de febrero a julio.

La construcción de cajas nido para abejas solitarias es también un método estupendo para protegerlas en el campo y en las ciudades, asegurando la conservación de la biodiversidad.

Construcción de cajas nido para abejas solitarias


A continuación señalamos algunas características básicas a la hora de construir una caja nido para abejas solitarias.
  • Distancia al suelo: de 70 a 120 cm. Con más altura puede recibir demasiado viento. Se fija al suelo con estacas, sobre una mesa o una estructura de madera.
  • Orientación: este o sureste. Conviene que reciba el máximo de luz y calor por la mañana para favorecer en su momento la salida de las crías y para fortalecerse a lo largo del día.
  • Longitud de cañas, troncos de madera y bloques de barro tendrán 2 ó 3 cm. menos que la profundidad de la caja. Es aconsejable de 17 a 23 cm.
  • Los agujeros con diámetro de 7, 8 y 9 mm son los favoritos de los polinizadores, pero conviene que haya de 5 a 12 mm.
  • Utilizar cañas de saúco, jazmín, ailanto, bambú, cardencha o forsitya. Evitar las ramas de higuera, cerezo o acacia. Hay especies que prefieren las cañas verticales, se pueden poner así en un lateral al resguardo del tejado.
  • No usar piñas porque pueden atraer tijeretas y otros insectos no deseados que se introducen en las cañas y se comen el alimento de las larvas de las abejas matando a las mismas de hambre.
  • Conviene pintar el frontal de azul o violeta con témpera escolar que no es tóxica. Estos colores atraen a muchas de las abejas solitarias de los géneros Osmia, Megachile, Anthidium, Ceratina y Xylocopa.
  • La caja se impermeabiliza por fuera con cera natural o aceite de linaza dejando que se airee y pierda el olor.
  • Es preferible que el tejado sea de una pieza, inclinado. Si se hace a dos aguas la humedad termina abriendo la unión.
  • La fecha más adecuada para instalar en el campo es a primeros de marzo.



Este texto se ha elaborado a partir del panel original que ARBA-VA utiliza en su exposición itinerante "El valor de los bosques y matorrales autóctonos". Descarga el panel original (pdf).

Fotos y texto: Luis Óscar Aguado (http://www.lepidopteros.com/) y ARBA-Valladolid.

Más información: Medidas para la conservación de la biodiversidad de los polinizadores silvestres en la península ibérica (pdf)
Video: “¿Qué les pasa a las abejas?

lunes, 1 de abril de 2019

Colabora con el proyecto Turón

Me llamo Guillermo Carmona Castresana  (guillecarmonacastresana@gmail.com ) Soy un naturalista de Valladolid, socio de ACENVA (Asociación para la Conservación y Estudio de la Naturaleza de Valladolid) y de la SECEM (Sociedad Española para la Conservación y Estudio de los Mamíferos).
 Me dirijo a vosotros para presentaros brevemente mi trabajo con el turón (Mustela putorius) y pediros colaboración mediante el aporte de citas de atropellos, avistamientos y fotocapturas...

Resumen del proyecto:
Ante la falta de estudios sobre la especie, su situación de vulnerabilidad y escasez a nivel nacional se decidió, a principios de 2016, iniciar un proyecto de investigación particular para estudiarlo en la Submeseta Norte.
Los objetivos de este trabajo son los siguientes:
-              Conocer su situación y distribución en la submeseta norte.
-              Estudiar las amenazas a las que se enfrenta la especie: atropellos, fluctuaciones de conejo, presencia de visón americano... para poder ayudar en su conservación.
-              Estudiar la posible hibridación en estado salvaje con hurones asilvestrados.
-              Estudiar el impacto de pesticidas y rodenticidas sobre sus poblaciones.
-              Estudiar sus rastros para poder utilizarlos como técnica de estudio.
-              Recopilar datos etológicos: interacciones, reproducción, alimentación, actividad, uso del territorio...
-              Tomar y recopilar medidas biométricas y craneométricas.
-              Dar a conocer a la especie y la situación en la que se encuentra.


Colaboración:

Para la realización de este proyecto es vital la colaboración de naturalistas que nos ayuden a reunir todos los datos posibles sobre sobre su distribución.
Los avistamientos de turones en vivo son muy poco frecuentes ya que es una especie muy esquiva y escasa lo que hace que su presencia pase habitualmente desapercibida si no fuera por los atropellos. Estos juegan un papel clave en su estudio, ya que el turón tiene una gran predisposición a morir atropellado por su gran dependencia del conejo, especie que encuentra en los márgenes de las carreteras un lugar idóneo donde proliferar.

Actualmente, gracias a la ayuda de decenas de voluntarios, disponemos de más de 170 citas de la especie en Castilla y León, más del 80% de ellas se corresponden con atropellos. La mayoría de ellas pertenecen a la provincia de Valladolid donde la especie es abundante, pero también es la zona donde nos encontramos los principales investigadores. En el resto de provincias el volumen de datos es mucho menor, por ello necesitamos colaboradores que nos ayuden, avisándonos cuando se aviste un ejemplar o aportándonos las citas viejas.


Si desea más información o echarnos una mano le atenderé encantado.
Puede contactar conmigo aquí:

guillecarmonacastresana@gmail.com

miércoles, 20 de marzo de 2019